Home » Marketing » Publicidad online

Publicidad online

publicidad online


La publicidad online (publicidad en línea o publicidad en Internet) es un tipo de publicidad que utiliza como medio o canal de comunicación a Internet.


A través de la publicidad online damos a conocer nuestros productos, servicios o página web a los usuarios de Internet, a la vez que los persuadimos de que compren nuestros productos, adquieran nuestros servicios, o visiten nuestro sitio web.


Debido a la cobertura mundial que tiene Internet, la publicidad online nos permite llegar a millones de personas ubicadas alrededor del mundo, las 24 horas del día, los 365 días del año.


Pero además de esta ventaja de poder llegar a un mercado mundial, la publicidad online presenta otras ventajas que han hecho de ésta hoy en día una de las preferidas por las personas o empresas al momento de promocionar sus productos o servicios.



Algunas de estas principales ventajas de la publicidad online son:

nos permite elegir el público al cuál será dirigida.puede ser integrada en el contenido de un sitio web.tiene un alto grado de efectividad (debido principalmente a las dos ventajas mencionados anteriormente).no implica mayor inversión o costos.nos permite pagar sólo por los clics que las personas hagan en nuestros anuncios.puede llega rápidamente al público.nos permite interactuar con el público.es fácil de medir.nos permite modificar o cambiar fácilmente el anuncio o canal publicitario.

En la publicidad online los anuncios o mensajes publicitarios suelen estar conformados básicamente por anuncios textuales y anuncios gráficos:

anuncios textuales: son anuncios de texto conformados por un título, un breve mensaje, y un enlace o link dirigido al sitio web del anunciante. Los anuncios textuales suelen tener la característica de poder ser integrados en el contenido de un sitio web, haciéndolos parecer parte del contenido, y dándoles así un carácter de publicidad no intrusiva.anuncios gráficos (banners): son anuncios de formato cuadrangular o rectangular, conformados por una imagen estática o animada. Los anuncios gráficos permiten un impacto visual, pero también suelen incluir un enlace integrado que permite a quienes hagan clic en ellos, ser dirigidos al sitio web del anunciante.

Pero además de los anuncios textuales y los anuncios gráficos, otros elementos que suelen conformar los anuncios o mensajes publicitarios en la publicidad online son los enlaces o links, los emails, los logos, los videos, las animaciones, y cualquier otro elemento que pueda ser visualizado en Internet.


A través del uso de estos elementos mencionados es posible realizar varias formas de publicidad online, siendo las conocidas y utilizadas las siguientes:


Consiste en el alquiler de espacios publicitarios en sitios web que brinden la posibilidad de colocar en ellos anuncios textuales o gráficos a cambio de un pago periódico.


En su mayoría se tratan de sitios web, tales como portales o blogs, los que permiten esta alternativa de hacer publicidad online, sin embargo, también existen programas, plataformas u otros medios que permiten ello, tales como el Messenger o algunos juegos online.


Los anuncios suelen aparecer en las páginas del sitio web, aunque también podrían aparecer, por ejemplo, en ventanas emergentes (pop-ups), o, en el caso de tratarse de un programa o plataforma, en la interface de éstos.


Para realizar este tipo de publicidad online lo recomendable es elegir un sitio web, programa o plataforma que posea una temática similar al producto, servicio o página web que queramos anunciar.


En cuanto al precio del alquiler del espacio publicitario, éste suele depender del tráfico de visitas del sitio web, mientras mayor sea éste, mayor suele ser el precio del alquiler. En el caso de tratarse de un programa o plataforma, el precio podría estar basado en la reputación de éstos.


Consiste en el uso de programas publicitarios los cuales nos permiten colocar nuestros anuncios (textuales o gráficos) en diferentes sitios web relacionados con la temática de nuestro producto, servicio o página web, y pagar sólo por los clics que las personas hagan en nuestros anuncios.


Además de darnos la posibilidad de llegar a un público específico y pagar sólo por los clics que las personas hagan en nuestros anuncios, otra de las ventajas de los programas publicitarios es que nos permiten llegar de manera automática a una gran cantidad de público.


Nosotros sólo nos dedicamos a diseñar nuestro anuncio y el programa publicitario se encarga de colocarlo en diversos sitios web asociados al programa que estén relacionados con la temática del anuncio; aunque también es posible que nosotros mismos especifiquemos los sitios web en donde queramos que éste aparezca.


Básicamente existen dos formas de pagar por este tipo de publicidad online:

CPC (Costo Por Clic): en donde pagamos una determinada cantidad de dinero solamente por los clics que las personas hagan en nuestros anuncios.CPM (Costo Por Mil): en donde pagamos una determinada cantidad de dinero cada vez que nuestros anuncios lleguen a tener mil impresiones, es decir, cada vez que nuestros anuncios sean visualizado mil veces.

Existen varios programas publicitarios que permiten este tipo de publicidad online, siendo los más conocidos y utilizados el programa AdWords (perteneciente a Google), y el programa Facebook Ads (perteneciente a Facebook).


Consiste en el envío de anuncios o mensajes publicitarios vía correo electrónico, por ejemplo, conformados por folletos electrónicos, cartas de presentación, información sobre productos o servicios, etc.


El envío de anuncios o mensajes publicitarios suele realizarse a personas que previamente han brindado voluntariamente su dirección de correo electrónico, y que son conscientes del uso que se les podría dar, por ejemplo, al ser clientes de la empresa, o al haberse suscrito a un boletín electrónico.


Aunque en este tipo de publicidad online también se incluye el envío masivo de anuncios o mensajes publicitarios a una amplia lista de personas cuya dirección de correo electrónico se ha obtenido sin el consentimiento de éstas.


En este último caso, el envío de anuncios o mensajes publicitarios es considerado como spam y podría ser sancionado por las autoridades. Mientras que en el primer caso su abuso podría causar molestias en las personas a tal punto que podrían optar por dejar de ser clientes de la empresa o cancelar su suscripción al boletín, aunque también podría ser considerado como spam, pues estas personas podrían alegar que no han solicitado la publicidad.


Vía | crecenegocios.com




Artículos relacionados:

Dejar un Comentario

Un sitio de ONLIC